martes, 24 de diciembre de 2019

Nueva Orleans en el punto de mira de los cibercriminales


     Nueva Orleans se declaró como estado en emergencia y apagó sus ordenadores después de un ataque de seguridad relacionado con ransomware. Este es el más reciente de una serie de estados atacados por delincuentes.

Kim LaGrue, jefe de IT de la ciudad, reveló que se detectó actividad sospechosa alrededor de las 5 de la madrugada. A las 8 de la mañana, hubo un aumento de dicha actividad que incluyó evidencias de intentos de phishing y ransomware. Una vez que la ciudad confirmó que estaba bajo ataque, los servidores y las ordenadores se apagaron.

Varios gobiernos estatales han sido infectados por ransomware recientemente, un malware de cifrado de archivos que exige dinero para la clave de descifrado. El estado de Louisiana fue víctima de estos ataques en noviembre, lo que provocó que se desactivaran los sitios web del gobierno y otros servicios digitales. Fue la segunda declaración del estado relacionada con un ataque de ransomware en menos de seis meses.

Los gobiernos y autoridades locales son particularmente vulnerables, ya que a menudo carecen de fondos y recursos suficientes y no pueden proteger sus sistemas de algunas de las principales amenazas.

La investigación se ha empezado hace poco, pero, por ahora, parece que los empleados de la ciudad no interactuaron ni proporcionaron credenciales o información a posibles atacantes.

La policía, los bomberos y el servicio de emergencias están preparados para trabajar fuera de la red de Internet. Las comunicaciones de emergencia no se ven afectadas por el incidente de seguridad. Por otra parte, otros servicios, como programar inspecciones de edificios, se manejan manualmente.

No hay comentarios:

Publicar un comentario