viernes, 12 de mayo de 2017

¿Tele afónica?




Tele afónica podría llamarse la compañía en cuestión tras el ataque sufrido por un “ransomware” (también conocido como rogueware o scareware), pero ¿qué es este tipo de virus?


Para que podamos entenderlo de forma fácil, se trata de un programa que es introducido por el propio usuario, como si de un troyano se tratara, al abrir un correo electrónico de apariencia inocente, por ejemplo unas fotos de carácter curioso, una carta de aviso de alguna entidad bancaria o de empresas de servicios, un aviso de correos, incluso al visitar una web que nos ha sugerido por correo electrónico un desconocido, etc.

¿Qué hace un Ransonware? El programa en cuestión se dedica a encriptar todos los archivos de nuestro ordenador e incluso de cualquier dispositivo de almacenamiento externo que introduzcamos durante el ataque del virus. La encriptación consiste en algo similar a que alguien hubiera puesto una contraseña, desconocida por nosotros, a cada uno de los archivos y que hasta que no se les suministra esta contraseña no estarán disponibles.

¿Qué sentido tiene esta mala pasada que nos han jugado? Muy fácil, el autor y  distribuidor del virus nos hará un chantaje consistente en que nos liberará todos los archivos, como si nunca hubiera ocurrido nada, previo pago de una determinada cantidad a una cuenta de internet.

¿Cómo librarnos de este tipo de ataques?  Es muy difícil de detectar salvo que disponga de un sistema de seguridad que sea capaz de detectar actividades de encriptación reiterativa, es decir programas que se ejecutan una y otra vez es cortos espacios de tiempo, los antivirus tradicionales se han mostrado ineficaces y es necesaria la instalación de productos de detección superiores y deben ser instalados por auténticos profesionales, no basta con ir a la tienda de informática de la esquina e instalar el clásico antivirus de 20 euros.

No hay comentarios:

Publicar un comentario