viernes, 27 de enero de 2017

Cíborgs: Los humanos del futuro

Cyborg

     Los avances tecnológicos rodean nuestra vida y nos ha permitido evolucionar como especie con pasos gigantescos en todos los ámbitos. Y la medicina, por supuesto, ha visto cómo gracias a estos avances se consiguen cosas que parecía pura ciencia ficción hace unos años. El caso que nos ocupa hoy es el biohacking o, dicho de forma más natural, cómo tunear tu cuerpo con dispositivos electrónicos.


Los humanos somos imperfectos: necesitamos alimentarnos e hidratarnos, descansar, sufrimos enfermedades, morimos... Una especie que, en el mejor de los casos, llega a vivir un siglo en un Universo con millones de años de antigüedad.

El biohacking tiene como objetivo mejorar a la especie humana poniendo al alcance de todo el mundo los progresos en nanotecnología, ingeniería genética e implantes tecnológicos: chips, sensores, etc., tratando de pulir esas imperfecciones para conseguir del ser humano un ente perfecto.

La inmortalidad gracias a la tecnología, ¿es posible?

Un nuevo movimiento surge en el mundo y se extiende a través de Internet, los grinders, así es como se conocen a las personas que practican el biohacking de forma radical. Personas que centran sus esfuerzos, y en mucho casos su salud, en conseguir implementar en sus cuerpos aparatos robóticos para, haciendo un símil automovilístico, conseguir unas prestaciones extra no implementadas de fábrica.

Este movimiento no busca simplemente suplir algunas carencias de nuestro cuerpo a través de la tecnología, buscan un objetivo ambicioso, la inmortalidad.

Hoy por hoy todo esto suena a un buen guión para una película de ciencia ficción, quién sabe si dentro de 100 años es el mundo en el que las futuras generaciones tendrán que vivir.

No hay comentarios:

Publicar un comentario